Declaración alimentaria europea: Por una Política Agrícola y Alimentaria Común sana, sostenible, justa y solidaria


Según lo declarado por ATTAC “el modelo actual de la Unión Europea es un serio obstáculo para los logros democráticos, pharm los derechos fundamentales, here la seguridad social, justicia de género y la sostenibilidad ambiental. La UE adolece de una falta de democracia, legitimidad y transparencia, y se rige por un conjunto de tratados que imponen las políticas neoliberales a los Estados miembros y el mundo entero”.

Durante muchos años, varias redes europeas de organizaciones y movimientos sociales han trabajado sobre alternativas a la Europa neoliberal y de las corporaciones. La otra Europa que queremos esta todavía en debate. Sin embargo, la construcción de Otra Europa es combinada con la lucha diaria de los movimientos progresistas europeos, que se oponen a la privatización y desmontaje de los servicios públicos, la Europa Fortaleza contra los migrantes, el debilitamiento de los derechos democráticos y civiles y la represión creciente, el comercio y la liberalización de las políticas de inversión, los políticas agrícolas que socavan las posibilidades de la soberanía alimentaria, los lobbies empresariales, la intervención militar en conflictos externos y las bases militares, entre otros.

Algunas de las redes que contribuyen a la construcción de un modelo alternativo económico y social europeo son los siguientes:


<!– /* Style Definitions */ p.MsoNormal, click li.MsoNormal, advice div.MsoNormal {mso-style-parent:””; margin:0cm; margin-bottom:.0001pt; mso-pagination:widow-orphan; font-size:12.0pt; font-family:”Times New Roman”; mso-fareast-font-family:”Times New Roman”;} span.longtext {mso-style-name:long_text;} @page Section1 {size:612.0pt 792.0pt; margin:72.0pt 90.0pt 72.0pt 90.0pt; mso-header-margin:36.0pt; mso-footer-margin:36.0pt; mso-paper-source:0;} div.Section1 {page:Section1;} –>

Según lo declarado por ATTAC “el modelo actual de la Unión Europea es un serio obstáculo para los logros democráticos, los derechos fundamentales, la seguridad social, justicia de género y la sostenibilidad ambiental. La UE adolece de una falta de democracia, legitimidad y transparencia, y se rige por un conjunto de tratados que imponen las políticas neoliberales a los Estados miembros y el mundo entero”.

Durante muchos años, varias redes europeas de organizaciones y movimientos sociales han trabajado sobre alternativas a la Europa neoliberal y de las corporaciones. La otra Europa que queremos esta todavía en debate. Sin embargo, la construcción de Otra Europa es combinada con la lucha diaria de los movimientos progresistas europeos, que se oponen a la privatización y desmontaje de los servicios públicos, la Europa Fortaleza contra los migrantes, el debilitamiento de los derechos democráticos y civiles y la represión creciente, el comercio y la liberalización de las políticas de inversión, los políticas agrícolas que socavan las posibilidades de la soberanía alimentaria, los lobbies empresariales, la intervención militar en conflictos externos y las bases militares, entre otros.

Algunas de las redes que contribuyen a la construcción de un modelo alternativo económico y social europeo son los siguientes:

Introducción a la “declaración alimentaria europea”

Somos un amplio grupo de organizaciones – aqui bajo – preocupados por el futuro de la alimentación y de la agricultura en Europa. Al igual que en otras regiones del mundo, el número de personas y de organizaciones que trabajan por un sistema alimentario más justo, más inclusivo y sostenible va en aumento. Muchos ya participan de manera activa en la construcción de una alternativa viable a la producción, distribución y consumo actuales, empezando por los cimientos. Este nuevo sistema agrícola y alimentario está firmemente basado en la equidad, el derecho universal a la alimentación, la buena gobernanza y la transparencia.

En Europa, ya hay una gran variedad emergente de actividades renovadas como por ejemplo el aumento de la producción a nivel local, los mercados locales, la adquisición local, el intercambio de semillas y cosas por el estilo. Además, cada vez hay más movimientos nuevos, como el Transition Town Movement, y más regiones libres de OGM y más debates a nivel nacional y local sobre políticas alimentarias que dan muestra del apoyo de la población para alcanzar otra forma de alimentación y de agricultura.

Aun así, no son suficientes las actividades de base y los movimientos locales. Creemos que es hora de construir una amplia coalición de grupos a nivel europeo para desafiar la Política Agrícola Común (PAC) y los planes declarados de la Comisión Europea y de los gobiernos para alcanzar una nueva PAC en el 2013. La visión que tienen es la de mantener la competitividad global de la industria alimentaria europea como el objetivo principal de la PAC de Europa. El proceso político para la nueva PAC 2013 acaba de dar comienzo. Creemos que es necesario lanzar un mensaje rotundo que vaya dirigido no sólo a los que elaboran las políticas de la UE, sino también a nuestros países – una visión para una CAP adecuada al siglo XXI.

Hemos creado una “Declaración sobre la Alimentación en Europa: por una Política Agrícola y Alimentaria Común sana, sostenible, justa y de mutuo apoyo”, donde aparecen reflejados los objetivos de la política de una PAC para las próximas décadas tal y como creemos que deberían ser. Invitamos a todas las organizaciones, grupos y personas individuales a que firmen esta declaración para utilizarla como herramienta para fomentar el debate sobre qué tipo de política agrícola y alimentaria necesitamos. También le pedimos que haga circular esta declaración entre otras organizaciones de base, de la sociedad civil, del medioambiente y de alimentación que participen de manera activa en la construcción de un sistema alimentario mejor.

Nuestro objetivo es recoger todas las firmas que podamos dentro de nuestras diversas redes de trabajo antes de finales de febrero 2010. Al 16 de marzo, invitaremos al público a firmar la declaración .

Esta declaración es el primer paso, dentro de nuestros esfuerzos, para construir un amplio movimiento de cambio por unas políticas y prácticas de soberanía alimentaria en Europa, incluyendo la UE. También tenemos pensado organizar un foro para toda Europa en el 2011 para la gente y las organizaciones a quienes les preocupen estos temas y que quieran unir fuerzas para alcanzar un objetivo común entre todos. Si está interesado en participar en la preparación de dicho foro o en ayudar a organizarlo, póngase en contacto con nosotros.

Declaración Alimentaria Europea

Nosotros firmantes abajo, creemos que la Unión Europea tiene que responder a los retos urgentes a los cuales Europa se enfrenta en cuanto a agricultura y alimentación.

Después de más de un medio siglo de industrialización de la producción agrícola y alimentaria, la agricultura campesina se redujo mucho en Europa y las culturas alimentarias locales disminuyeron. Hoy nuestro sistema alimentario es dependiente de los combustibles fósiles, no reconoce agua y tierra como recursos limitados, y apoya regímenes alimentarios malos para la salud, ricos en calorías y en grasa, pobres en frutas, verduras y cereales. En el futuro, el precio creciente de la energía, la pérdida drástica de biodiversidad, el cambio climático y la disminución de las tierras y del agua disponible son un reto para la producción alimentaria. Al mismo tiempo, una población mundial en expansión hace frente a la vez al hambre, que se extiende, y a las enfermedades crónicas de sobrealimentación.

Sólo conseguiremos responder a estos retos con un enfoque completamente diferente frente a la política agrícola y alimentaria y a las prácticas. La Unión Europea debe reconocer y apoyar el papel crucial de la agricultura campesina en el suministro de la población. Todas las personas deberían tener acceso a una alimentación sana, segura, alimenticia. Las maneras en las cuales cultivamos, distribuyen, preparan y comen deberían volver honor a la diversidad cultural de Europa, proporcionando al mismo tiempo la alimentación de manera equitativa y duradera.

La Política Agrícola Común (PAC) actual está en debate reformarse para 2013. Después de décadas de soberanía de las empresas transnacionales y de la Organización Mundial del Comercio (OMC) sobre la elección de política agrícola y alimentaria, es hora para la población en Europa de apropiarse de nuevo su política agrícola y alimentaria: es la hora de la soberanía alimentaria. Creemos que una nueva política Alimentaria y Agrícola Común debe garantizar y proteger un espacio ciudadano en la UE y los países candidatos, con la posibilidad y el derecho a definir sus propios modelos de producción, distribución y consumo, a partir de los principios siguientes:

La nueva Política Alimentaria y Agrícola Común :
1. considera la alimentación como un derecho humano universal, y no simplemente como una mercancía

2. fija como prioridad de producir la alimentación humana y animal para Europa y vuelve a poner el comercio internacional en su justo sitio, controlándolo con equidad, justicia social y durabilidad medioambiental.

3. promueve modos alimentarios sanos, dirigiéndose hacia regímenes basados en los vegetales y un consumo menor de carne, grasas saturadas, productos ricos en energía y de productos altamente transformados, respetando los modos alimentarios culturales y las tradiciones populares. ./..
4. da la prioridad al mantenimiento de la agricultura con numerosos campesin@s en todas regiones que producen la alimentación y mantienen el paisaje. No esta posible sin precios agrícolas justos y seguros, que deben permitir una renta decente por l@s campesin@s, l@s asalariad@s agrícola@s y precios justos por los consumidores.

5. garantice condiciones justas y no discriminatorias a l@s campesin@s de Europa Central y Oriental, y apoya un acceso exactamente y equitativo a la tierra.

6. respeta el medio ambiente global y local, protege los recursos terminados del suelo, del agua, aumenta la biodiversidad, y respeta el bienestar animal.

7. garantiza que la agricultura y la producción alimentaria son libres de transgénicos, y fomenta la diversidad de las especies domésticas y culturas alimentarias.

8. deja de promover la utilización y la producción agro-combustibles industriales y da la prioridad a la reducción del transporte en general.

9. asegura la transparencia a lo largo del sector alimentario, de modo que los ciudadanos sepan cómo su alimentación se produce, de ahí ella procede, lo que contiene y lo que se incluye en el precio final.

10. reduce la concentración de poder en la transformación y la distribución alimentaria y la influencia sobre lo que se produce y se consume, y promueve sistemas alimentarios que acortan la distancia entre campesinos y consumidores,

11. Fomenta la producción y el consumo de productos locales, temporada, alta calidad, conectando de nuevo a los ciudadanos con su alimentación y los productores.

12. comprometa recursos para enseñar a los niños a las competencias y los conocimientos esenciales para producir, preparar, y apreciar una alimentación sana y alimenticia.


Para firmar visitar: http://www.europeanfooddeclaration.org/declaration/es

Manifiesto Spring Alliance: Por una Unión Europea que ponga primero las personas y el planeta


Según lo declarado por ATTAC “el modelo actual de la Unión Europea es un serio obstáculo para los logros democráticos, pharm los derechos fundamentales, here la seguridad social, justicia de género y la sostenibilidad ambiental. La UE adolece de una falta de democracia, legitimidad y transparencia, y se rige por un conjunto de tratados que imponen las políticas neoliberales a los Estados miembros y el mundo entero”.

Durante muchos años, varias redes europeas de organizaciones y movimientos sociales han trabajado sobre alternativas a la Europa neoliberal y de las corporaciones. La otra Europa que queremos esta todavía en debate. Sin embargo, la construcción de Otra Europa es combinada con la lucha diaria de los movimientos progresistas europeos, que se oponen a la privatización y desmontaje de los servicios públicos, la Europa Fortaleza contra los migrantes, el debilitamiento de los derechos democráticos y civiles y la represión creciente, el comercio y la liberalización de las políticas de inversión, los políticas agrícolas que socavan las posibilidades de la soberanía alimentaria, los lobbies empresariales, la intervención militar en conflictos externos y las bases militares, entre otros.

Algunas de las redes que contribuyen a la construcción de un modelo alternativo económico y social europeo son los siguientes:


<!– /* Style Definitions */ p.MsoNormal, click li.MsoNormal, advice div.MsoNormal {mso-style-parent:””; margin:0cm; margin-bottom:.0001pt; mso-pagination:widow-orphan; font-size:12.0pt; font-family:”Times New Roman”; mso-fareast-font-family:”Times New Roman”;} span.longtext {mso-style-name:long_text;} @page Section1 {size:612.0pt 792.0pt; margin:72.0pt 90.0pt 72.0pt 90.0pt; mso-header-margin:36.0pt; mso-footer-margin:36.0pt; mso-paper-source:0;} div.Section1 {page:Section1;} –>

Según lo declarado por ATTAC “el modelo actual de la Unión Europea es un serio obstáculo para los logros democráticos, los derechos fundamentales, la seguridad social, justicia de género y la sostenibilidad ambiental. La UE adolece de una falta de democracia, legitimidad y transparencia, y se rige por un conjunto de tratados que imponen las políticas neoliberales a los Estados miembros y el mundo entero”.

Durante muchos años, varias redes europeas de organizaciones y movimientos sociales han trabajado sobre alternativas a la Europa neoliberal y de las corporaciones. La otra Europa que queremos esta todavía en debate. Sin embargo, la construcción de Otra Europa es combinada con la lucha diaria de los movimientos progresistas europeos, que se oponen a la privatización y desmontaje de los servicios públicos, la Europa Fortaleza contra los migrantes, el debilitamiento de los derechos democráticos y civiles y la represión creciente, el comercio y la liberalización de las políticas de inversión, los políticas agrícolas que socavan las posibilidades de la soberanía alimentaria, los lobbies empresariales, la intervención militar en conflictos externos y las bases militares, entre otros.

Algunas de las redes que contribuyen a la construcción de un modelo alternativo económico y social europeo son los siguientes:

Introducción a la “declaración alimentaria europea”

Somos un amplio grupo de organizaciones – aqui bajo – preocupados por el futuro de la alimentación y de la agricultura en Europa. Al igual que en otras regiones del mundo, el número de personas y de organizaciones que trabajan por un sistema alimentario más justo, más inclusivo y sostenible va en aumento. Muchos ya participan de manera activa en la construcción de una alternativa viable a la producción, distribución y consumo actuales, empezando por los cimientos. Este nuevo sistema agrícola y alimentario está firmemente basado en la equidad, el derecho universal a la alimentación, la buena gobernanza y la transparencia.

En Europa, ya hay una gran variedad emergente de actividades renovadas como por ejemplo el aumento de la producción a nivel local, los mercados locales, la adquisición local, el intercambio de semillas y cosas por el estilo. Además, cada vez hay más movimientos nuevos, como el Transition Town Movement, y más regiones libres de OGM y más debates a nivel nacional y local sobre políticas alimentarias que dan muestra del apoyo de la población para alcanzar otra forma de alimentación y de agricultura.

Aun así, no son suficientes las actividades de base y los movimientos locales. Creemos que es hora de construir una amplia coalición de grupos a nivel europeo para desafiar la Política Agrícola Común (PAC) y los planes declarados de la Comisión Europea y de los gobiernos para alcanzar una nueva PAC en el 2013. La visión que tienen es la de mantener la competitividad global de la industria alimentaria europea como el objetivo principal de la PAC de Europa. El proceso político para la nueva PAC 2013 acaba de dar comienzo. Creemos que es necesario lanzar un mensaje rotundo que vaya dirigido no sólo a los que elaboran las políticas de la UE, sino también a nuestros países – una visión para una CAP adecuada al siglo XXI.

Hemos creado una “Declaración sobre la Alimentación en Europa: por una Política Agrícola y Alimentaria Común sana, sostenible, justa y de mutuo apoyo”, donde aparecen reflejados los objetivos de la política de una PAC para las próximas décadas tal y como creemos que deberían ser. Invitamos a todas las organizaciones, grupos y personas individuales a que firmen esta declaración para utilizarla como herramienta para fomentar el debate sobre qué tipo de política agrícola y alimentaria necesitamos. También le pedimos que haga circular esta declaración entre otras organizaciones de base, de la sociedad civil, del medioambiente y de alimentación que participen de manera activa en la construcción de un sistema alimentario mejor.

Nuestro objetivo es recoger todas las firmas que podamos dentro de nuestras diversas redes de trabajo antes de finales de febrero 2010. Al 16 de marzo, invitaremos al público a firmar la declaración .

Esta declaración es el primer paso, dentro de nuestros esfuerzos, para construir un amplio movimiento de cambio por unas políticas y prácticas de soberanía alimentaria en Europa, incluyendo la UE. También tenemos pensado organizar un foro para toda Europa en el 2011 para la gente y las organizaciones a quienes les preocupen estos temas y que quieran unir fuerzas para alcanzar un objetivo común entre todos. Si está interesado en participar en la preparación de dicho foro o en ayudar a organizarlo, póngase en contacto con nosotros.

Declaración Alimentaria Europea

Nosotros firmantes abajo, creemos que la Unión Europea tiene que responder a los retos urgentes a los cuales Europa se enfrenta en cuanto a agricultura y alimentación.

Después de más de un medio siglo de industrialización de la producción agrícola y alimentaria, la agricultura campesina se redujo mucho en Europa y las culturas alimentarias locales disminuyeron. Hoy nuestro sistema alimentario es dependiente de los combustibles fósiles, no reconoce agua y tierra como recursos limitados, y apoya regímenes alimentarios malos para la salud, ricos en calorías y en grasa, pobres en frutas, verduras y cereales. En el futuro, el precio creciente de la energía, la pérdida drástica de biodiversidad, el cambio climático y la disminución de las tierras y del agua disponible son un reto para la producción alimentaria. Al mismo tiempo, una población mundial en expansión hace frente a la vez al hambre, que se extiende, y a las enfermedades crónicas de sobrealimentación.

Sólo conseguiremos responder a estos retos con un enfoque completamente diferente frente a la política agrícola y alimentaria y a las prácticas. La Unión Europea debe reconocer y apoyar el papel crucial de la agricultura campesina en el suministro de la población. Todas las personas deberían tener acceso a una alimentación sana, segura, alimenticia. Las maneras en las cuales cultivamos, distribuyen, preparan y comen deberían volver honor a la diversidad cultural de Europa, proporcionando al mismo tiempo la alimentación de manera equitativa y duradera.

La Política Agrícola Común (PAC) actual está en debate reformarse para 2013. Después de décadas de soberanía de las empresas transnacionales y de la Organización Mundial del Comercio (OMC) sobre la elección de política agrícola y alimentaria, es hora para la población en Europa de apropiarse de nuevo su política agrícola y alimentaria: es la hora de la soberanía alimentaria. Creemos que una nueva política Alimentaria y Agrícola Común debe garantizar y proteger un espacio ciudadano en la UE y los países candidatos, con la posibilidad y el derecho a definir sus propios modelos de producción, distribución y consumo, a partir de los principios siguientes:

La nueva Política Alimentaria y Agrícola Común :
1. considera la alimentación como un derecho humano universal, y no simplemente como una mercancía

2. fija como prioridad de producir la alimentación humana y animal para Europa y vuelve a poner el comercio internacional en su justo sitio, controlándolo con equidad, justicia social y durabilidad medioambiental.

3. promueve modos alimentarios sanos, dirigiéndose hacia regímenes basados en los vegetales y un consumo menor de carne, grasas saturadas, productos ricos en energía y de productos altamente transformados, respetando los modos alimentarios culturales y las tradiciones populares. ./..
4. da la prioridad al mantenimiento de la agricultura con numerosos campesin@s en todas regiones que producen la alimentación y mantienen el paisaje. No esta posible sin precios agrícolas justos y seguros, que deben permitir una renta decente por l@s campesin@s, l@s asalariad@s agrícola@s y precios justos por los consumidores.

5. garantice condiciones justas y no discriminatorias a l@s campesin@s de Europa Central y Oriental, y apoya un acceso exactamente y equitativo a la tierra.

6. respeta el medio ambiente global y local, protege los recursos terminados del suelo, del agua, aumenta la biodiversidad, y respeta el bienestar animal.

7. garantiza que la agricultura y la producción alimentaria son libres de transgénicos, y fomenta la diversidad de las especies domésticas y culturas alimentarias.

8. deja de promover la utilización y la producción agro-combustibles industriales y da la prioridad a la reducción del transporte en general.

9. asegura la transparencia a lo largo del sector alimentario, de modo que los ciudadanos sepan cómo su alimentación se produce, de ahí ella procede, lo que contiene y lo que se incluye en el precio final.

10. reduce la concentración de poder en la transformación y la distribución alimentaria y la influencia sobre lo que se produce y se consume, y promueve sistemas alimentarios que acortan la distancia entre campesinos y consumidores,

11. Fomenta la producción y el consumo de productos locales, temporada, alta calidad, conectando de nuevo a los ciudadanos con su alimentación y los productores.

12. comprometa recursos para enseñar a los niños a las competencias y los conocimientos esenciales para producir, preparar, y apreciar una alimentación sana y alimenticia.


Para firmar visitar: http://www.europeanfooddeclaration.org/declaration/es

Según lo declarado por ATTAC “el modelo actual de la Unión Europea es un serio obstáculo para los logros democráticos, los derechos fundamentales, la seguridad social, justicia de género y la sostenibilidad ambiental. La UE adolece de una falta de democracia, legitimidad y transparencia, y se rige por un conjunto de tratados que imponen las políticas neoliberales a los Estados miembros y el mundo entero”.

Durante muchos años, varias redes europeas de organizaciones y movimientos sociales han trabajado sobre alternativas a la Europa neoliberal y de las corporaciones. La otra Europa que queremos esta todavía en debate. Sin embargo, la construcción de Otra Europa es combinada con la lucha diaria de los movimientos progresistas europeos, que se oponen a la privatización y desmontaje de los servicios públicos, la Europa Fortaleza contra los migrantes, el debilitamiento de los derechos democráticos y civiles y la represión creciente, el comercio y la liberalización de las políticas de inversión, los políticas agrícolas que socavan las posibilidades de la soberanía alimentaria, los lobbies empresariales, la intervención militar en conflictos externos y las bases militares, entre otros.

Algunas de las redes que contribuyen a la construcción de un modelo alternativo económico y social europeo son los siguientes:

European ATTACs

Network for the Charter for another Europe
Euromemorandum-Group

European Alternatives

The Alliance for Lobbying Transparency and Ethics Regulation (ALTEREU)

Seattle To Brussels Network (S2B)

transform!

Women In Development Europe (WIDE)

European Coordination Via Campesina

Según lo declarado por ATTAC “el modelo actual de la Unión Europea es un serio obstáculo para los logros democráticos, check los derechos fundamentales, for sale la seguridad social, justicia de género y la sostenibilidad ambiental. La UE adolece de una falta de democracia, legitimidad y transparencia, y se rige por un conjunto de tratados que imponen las políticas neoliberales a los Estados miembros y el mundo entero”.

Durante muchos años, varias redes europeas de organizaciones y movimientos sociales han trabajado sobre alternativas a la Europa neoliberal y de las corporaciones. La otra Europa que queremos esta todavía en debate. Sin embargo, la construcción de Otra Europa es combinada con la lucha diaria de los movimientos progresistas europeos, que se oponen a la privatización y desmontaje de los servicios públicos, la Europa Fortaleza contra los migrantes, el debilitamiento de los derechos democráticos y civiles y la represión creciente, el comercio y la liberalización de las políticas de inversión, los políticas agrícolas que socavan las posibilidades de la soberanía alimentaria, los lobbies empresariales, la intervención militar en conflictos externos y las bases militares, entre otros.

Algunas de las redes que contribuyen a la construcción de un modelo alternativo económico y social europeo son los siguientes:

European ATTACs

Network for the Charter for another Europe
Euromemorandum-Group

European Alternatives

The Alliance for Lobbying Transparency and Ethics Regulation (ALTEREU)

Seattle To Brussels Network (S2B)

transform!

Women In Development Europe (WIDE)

European Coordination Via Campesina

Introducción a la “declaración alimentaria europea”

Somos un amplio grupo de organizaciones – aqui bajo – preocupados por el futuro de la alimentación y de la agricultura en Europa. Al igual que en otras regiones del mundo, sales el número de personas y de organizaciones que trabajan por un sistema alimentario más justo, buy más inclusivo y sostenible va en aumento. Muchos ya participan de manera activa en la construcción de una alternativa viable a la producción, distribución y consumo actuales, empezando por los cimientos. Este nuevo sistema agrícola y alimentario está firmemente basado en la equidad, el derecho universal a la alimentación, la buena gobernanza y la transparencia.

En Europa, ya hay una gran variedad emergente de actividades renovadas como por ejemplo el aumento de la producción a nivel local, los mercados locales, la adquisición local, el intercambio de semillas y cosas por el estilo. Además, cada vez hay más movimientos nuevos, como el Transition Town Movement, y más regiones libres de OGM y más debates a nivel nacional y local sobre políticas alimentarias que dan muestra del apoyo de la población para alcanzar otra forma de alimentación y de agricultura.

Aun así, no son suficientes las actividades de base y los movimientos locales. Creemos que es hora de construir una amplia coalición de grupos a nivel europeo para desafiar la Política Agrícola Común (PAC) y los planes declarados de la Comisión Europea y de los gobiernos para alcanzar una nueva PAC en el 2013. La visión que tienen es la de mantener la competitividad global de la industria alimentaria europea como el objetivo principal de la PAC de Europa. El proceso político para la nueva PAC 2013 acaba de dar comienzo. Creemos que es necesario lanzar un mensaje rotundo que vaya dirigido no sólo a los que elaboran las políticas de la UE, sino también a nuestros países – una visión para una CAP adecuada al siglo XXI.

Hemos creado una “Declaración sobre la Alimentación en Europa: por una Política Agrícola y Alimentaria Común sana, sostenible, justa y de mutuo apoyo”, donde aparecen reflejados los objetivos de la política de una PAC para las próximas décadas tal y como creemos que deberían ser. Invitamos a todas las organizaciones, grupos y personas individuales a que firmen esta declaración para utilizarla como herramienta para fomentar el debate sobre qué tipo de política agrícola y alimentaria necesitamos. También le pedimos que haga circular esta declaración entre otras organizaciones de base, de la sociedad civil, del medioambiente y de alimentación que participen de manera activa en la construcción de un sistema alimentario mejor.

Nuestro objetivo es recoger todas las firmas que podamos dentro de nuestras diversas redes de trabajo antes de finales de febrero 2010. Al 16 de marzo, invitaremos al público a firmar la declaración .

Esta declaración es el primer paso, dentro de nuestros esfuerzos, para construir un amplio movimiento de cambio por unas políticas y prácticas de soberanía alimentaria en Europa, incluyendo la UE. También tenemos pensado organizar un foro para toda Europa en el 2011 para la gente y las organizaciones a quienes les preocupen estos temas y que quieran unir fuerzas para alcanzar un objetivo común entre todos. Si está interesado en participar en la preparación de dicho foro o en ayudar a organizarlo, póngase en contacto con nosotros.

Declaración Alimentaria Europea

Nosotros firmantes abajo, creemos que la Unión Europea tiene que responder a los retos urgentes a los cuales Europa se enfrenta en cuanto a agricultura y alimentación.

Después de más de un medio siglo de industrialización de la producción agrícola y alimentaria, la agricultura campesina se redujo mucho en Europa y las culturas alimentarias locales disminuyeron. Hoy nuestro sistema alimentario es dependiente de los combustibles fósiles, no reconoce agua y tierra como recursos limitados, y apoya regímenes alimentarios malos para la salud, ricos en calorías y en grasa, pobres en frutas, verduras y cereales. En el futuro, el precio creciente de la energía, la pérdida drástica de biodiversidad, el cambio climático y la disminución de las tierras y del agua disponible son un reto para la producción alimentaria. Al mismo tiempo, una población mundial en expansión hace frente a la vez al hambre, que se extiende, y a las enfermedades crónicas de sobrealimentación.

Sólo conseguiremos responder a estos retos con un enfoque completamente diferente frente a la política agrícola y alimentaria y a las prácticas. La Unión Europea debe reconocer y apoyar el papel crucial de la agricultura campesina en el suministro de la población. Todas las personas deberían tener acceso a una alimentación sana, segura, alimenticia. Las maneras en las cuales cultivamos, distribuyen, preparan y comen deberían volver honor a la diversidad cultural de Europa, proporcionando al mismo tiempo la alimentación de manera equitativa y duradera.

La Política Agrícola Común (PAC) actual está en debate reformarse para 2013. Después de décadas de soberanía de las empresas transnacionales y de la Organización Mundial del Comercio (OMC) sobre la elección de política agrícola y alimentaria, es hora para la población en Europa de apropiarse de nuevo su política agrícola y alimentaria: es la hora de la soberanía alimentaria. Creemos que una nueva política Alimentaria y Agrícola Común debe garantizar y proteger un espacio ciudadano en la UE y los países candidatos, con la posibilidad y el derecho a definir sus propios modelos de producción, distribución y consumo, a partir de los principios siguientes:

La nueva Política Alimentaria y Agrícola Común :
1. considera la alimentación como un derecho humano universal, y no simplemente como una mercancía

2. fija como prioridad de producir la alimentación humana y animal para Europa y vuelve a poner el comercio internacional en su justo sitio, controlándolo con equidad, justicia social y durabilidad medioambiental.

3. promueve modos alimentarios sanos, dirigiéndose hacia regímenes basados en los vegetales y un consumo menor de carne, grasas saturadas, productos ricos en energía y de productos altamente transformados, respetando los modos alimentarios culturales y las tradiciones populares. ./..
4. da la prioridad al mantenimiento de la agricultura con numerosos campesin@s en todas regiones que producen la alimentación y mantienen el paisaje. No esta posible sin precios agrícolas justos y seguros, que deben permitir una renta decente por l@s campesin@s, l@s asalariad@s agrícola@s y precios justos por los consumidores.

5. garantice condiciones justas y no discriminatorias a l@s campesin@s de Europa Central y Oriental, y apoya un acceso exactamente y equitativo a la tierra.

6. respeta el medio ambiente global y local, protege los recursos terminados del suelo, del agua, aumenta la biodiversidad, y respeta el bienestar animal.

7. garantiza que la agricultura y la producción alimentaria son libres de transgénicos, y fomenta la diversidad de las especies domésticas y culturas alimentarias.

8. deja de promover la utilización y la producción agro-combustibles industriales y da la prioridad a la reducción del transporte en general.

9. asegura la transparencia a lo largo del sector alimentario, de modo que los ciudadanos sepan cómo su alimentación se produce, de ahí ella procede, lo que contiene y lo que se incluye en el precio final.

10. reduce la concentración de poder en la transformación y la distribución alimentaria y la influencia sobre lo que se produce y se consume, y promueve sistemas alimentarios que acortan la distancia entre campesinos y consumidores,

11. Fomenta la producción y el consumo de productos locales, temporada, alta calidad, conectando de nuevo a los ciudadanos con su alimentación y los productores.

12. comprometa recursos para enseñar a los niños a las competencias y los conocimientos esenciales para producir, preparar, y apreciar una alimentación sana y alimenticia.


Para firmar visitar: http://www.europeanfooddeclaration.org/declaration/es

Introducción a la “declaración alimentaria europea”

Somos un amplio grupo de organizaciones – aqui bajo – preocupados por el futuro de la alimentación y de la agricultura en Europa. Al igual que en otras regiones del mundo, sickness el número de personas y de organizaciones que trabajan por un sistema alimentario más justo, más inclusivo y sostenible va en aumento. Muchos ya participan de manera activa en la construcción de una alternativa viable a la producción, distribución y consumo actuales, empezando por los cimientos. Este nuevo sistema agrícola y alimentario está firmemente basado en la equidad, el derecho universal a la alimentación, la buena gobernanza y la transparencia.

En Europa, ya hay una gran variedad emergente de actividades renovadas como por ejemplo el aumento de la producción a nivel local, los mercados locales, la adquisición local, el intercambio de semillas y cosas por el estilo. Además, cada vez hay más movimientos nuevos, como el Transition Town Movement, y más regiones libres de OGM y más debates a nivel nacional y local sobre políticas alimentarias que dan muestra del apoyo de la población para alcanzar otra forma de alimentación y de agricultura.

Aun así, no son suficientes las actividades de base y los movimientos locales. Creemos que es hora de construir una amplia coalición de grupos a nivel europeo para desafiar la Política Agrícola Común (PAC) y los planes declarados de la Comisión Europea y de los gobiernos para alcanzar una nueva PAC en el 2013. La visión que tienen es la de mantener la competitividad global de la industria alimentaria europea como el objetivo principal de la PAC de Europa. El proceso político para la nueva PAC 2013 acaba de dar comienzo. Creemos que es necesario lanzar un mensaje rotundo que vaya dirigido no sólo a los que elaboran las políticas de la UE, sino también a nuestros países – una visión para una CAP adecuada al siglo XXI.

Hemos creado una “Declaración sobre la Alimentación en Europa: por una Política Agrícola y Alimentaria Común sana, sostenible, justa y de mutuo apoyo”, donde aparecen reflejados los objetivos de la política de una PAC para las próximas décadas tal y como creemos que deberían ser. Invitamos a todas las organizaciones, grupos y personas individuales a que firmen esta declaración para utilizarla como herramienta para fomentar el debate sobre qué tipo de política agrícola y alimentaria necesitamos. También le pedimos que haga circular esta declaración entre otras organizaciones de base, de la sociedad civil, del medioambiente y de alimentación que participen de manera activa en la construcción de un sistema alimentario mejor.

Nuestro objetivo es recoger todas las firmas que podamos dentro de nuestras diversas redes de trabajo antes de finales de febrero 2010. Al 16 de marzo, invitaremos al público a firmar la declaración .

Esta declaración es el primer paso, dentro de nuestros esfuerzos, para construir un amplio movimiento de cambio por unas políticas y prácticas de soberanía alimentaria en Europa, incluyendo la UE. También tenemos pensado organizar un foro para toda Europa en el 2011 para la gente y las organizaciones a quienes les preocupen estos temas y que quieran unir fuerzas para alcanzar un objetivo común entre todos. Si está interesado en participar en la preparación de dicho foro o en ayudar a organizarlo, póngase en contacto con nosotros.

Declaración Alimentaria Europea

Nosotros firmantes abajo, creemos que la Unión Europea tiene que responder a los retos urgentes a los cuales Europa se enfrenta en cuanto a agricultura y alimentación.

Después de más de un medio siglo de industrialización de la producción agrícola y alimentaria, la agricultura campesina se redujo mucho en Europa y las culturas alimentarias locales disminuyeron. Hoy nuestro sistema alimentario es dependiente de los combustibles fósiles, no reconoce agua y tierra como recursos limitados, y apoya regímenes alimentarios malos para la salud, ricos en calorías y en grasa, pobres en frutas, verduras y cereales. En el futuro, el precio creciente de la energía, la pérdida drástica de biodiversidad, el cambio climático y la disminución de las tierras y del agua disponible son un reto para la producción alimentaria. Al mismo tiempo, una población mundial en expansión hace frente a la vez al hambre, que se extiende, y a las enfermedades crónicas de sobrealimentación.

Sólo conseguiremos responder a estos retos con un enfoque completamente diferente frente a la política agrícola y alimentaria y a las prácticas. La Unión Europea debe reconocer y apoyar el papel crucial de la agricultura campesina en el suministro de la población. Todas las personas deberían tener acceso a una alimentación sana, segura, alimenticia. Las maneras en las cuales cultivamos, distribuyen, preparan y comen deberían volver honor a la diversidad cultural de Europa, proporcionando al mismo tiempo la alimentación de manera equitativa y duradera.

La Política Agrícola Común (PAC) actual está en debate reformarse para 2013. Después de décadas de soberanía de las empresas transnacionales y de la Organización Mundial del Comercio (OMC) sobre la elección de política agrícola y alimentaria, es hora para la población en Europa de apropiarse de nuevo su política agrícola y alimentaria: es la hora de la soberanía alimentaria. Creemos que una nueva política Alimentaria y Agrícola Común debe garantizar y proteger un espacio ciudadano en la UE y los países candidatos, con la posibilidad y el derecho a definir sus propios modelos de producción, distribución y consumo, a partir de los principios siguientes:

La nueva Política Alimentaria y Agrícola Común :
1. considera la alimentación como un derecho humano universal, y no simplemente como una mercancía

2. fija como prioridad de producir la alimentación humana y animal para Europa y vuelve a poner el comercio internacional en su justo sitio, controlándolo con equidad, justicia social y durabilidad medioambiental.

3. promueve modos alimentarios sanos, dirigiéndose hacia regímenes basados en los vegetales y un consumo menor de carne, grasas saturadas, productos ricos en energía y de productos altamente transformados, respetando los modos alimentarios culturales y las tradiciones populares. ./..
4. da la prioridad al mantenimiento de la agricultura con numerosos campesin@s en todas regiones que producen la alimentación y mantienen el paisaje. No esta posible sin precios agrícolas justos y seguros, que deben permitir una renta decente por l@s campesin@s, l@s asalariad@s agrícola@s y precios justos por los consumidores.

5. garantice condiciones justas y no discriminatorias a l@s campesin@s de Europa Central y Oriental, y apoya un acceso exactamente y equitativo a la tierra.

6. respeta el medio ambiente global y local, protege los recursos terminados del suelo, del agua, aumenta la biodiversidad, y respeta el bienestar animal.

7. garantiza que la agricultura y la producción alimentaria son libres de transgénicos, y fomenta la diversidad de las especies domésticas y culturas alimentarias.

8. deja de promover la utilización y la producción agro-combustibles industriales y da la prioridad a la reducción del transporte en general.

9. asegura la transparencia a lo largo del sector alimentario, de modo que los ciudadanos sepan cómo su alimentación se produce, de ahí ella procede, lo que contiene y lo que se incluye en el precio final.

10. reduce la concentración de poder en la transformación y la distribución alimentaria y la influencia sobre lo que se produce y se consume, y promueve sistemas alimentarios que acortan la distancia entre campesinos y consumidores,

11. Fomenta la producción y el consumo de productos locales, temporada, alta calidad, conectando de nuevo a los ciudadanos con su alimentación y los productores.

12. comprometa recursos para enseñar a los niños a las competencias y los conocimientos esenciales para producir, preparar, y apreciar una alimentación sana y alimenticia.


Para firmar visitar: http://www.europeanfooddeclaration.org/declaration/es

Introducción a la “declaración alimentaria europea”

Somos un amplio grupo de organizaciones – aqui bajo – preocupados por el futuro de la alimentación y de la agricultura en Europa. Al igual que en otras regiones del mundo, el número de personas y de organizaciones que trabajan por un sistema alimentario más justo, no rx más inclusivo y sostenible va en aumento. Muchos ya participan de manera activa en la construcción de una alternativa viable a la producción, cheap distribución y consumo actuales, empezando por los cimientos. Este nuevo sistema agrícola y alimentario está firmemente basado en la equidad, el derecho universal a la alimentación, la buena gobernanza y la transparencia.

En Europa, ya hay una gran variedad emergente de actividades renovadas como por ejemplo el aumento de la producción a nivel local, los mercados locales, la adquisición local, el intercambio de semillas y cosas por el estilo. Además, cada vez hay más movimientos nuevos, como el Transition Town Movement, y más regiones libres de OGM y más debates a nivel nacional y local sobre políticas alimentarias que dan muestra del apoyo de la población para alcanzar otra forma de alimentación y de agricultura.

Aun así, no son suficientes las actividades de base y los movimientos locales. Creemos que es hora de construir una amplia coalición de grupos a nivel europeo para desafiar la Política Agrícola Común (PAC) y los planes declarados de la Comisión Europea y de los gobiernos para alcanzar una nueva PAC en el 2013. La visión que tienen es la de mantener la competitividad global de la industria alimentaria europea como el objetivo principal de la PAC de Europa. El proceso político para la nueva PAC 2013 acaba de dar comienzo. Creemos que es necesario lanzar un mensaje rotundo que vaya dirigido no sólo a los que elaboran las políticas de la UE, sino también a nuestros países – una visión para una CAP adecuada al siglo XXI.

Hemos creado una “Declaración sobre la Alimentación en Europa: por una Política Agrícola y Alimentaria Común sana, sostenible, justa y de mutuo apoyo”, donde aparecen reflejados los objetivos de la política de una PAC para las próximas décadas tal y como creemos que deberían ser. Invitamos a todas las organizaciones, grupos y personas individuales a que firmen esta declaración para utilizarla como herramienta para fomentar el debate sobre qué tipo de política agrícola y alimentaria necesitamos. También le pedimos que haga circular esta declaración entre otras organizaciones de base, de la sociedad civil, del medioambiente y de alimentación que participen de manera activa en la construcción de un sistema alimentario mejor.

Nuestro objetivo es recoger todas las firmas que podamos dentro de nuestras diversas redes de trabajo antes de finales de febrero 2010. Al 16 de marzo, invitaremos al público a firmar la declaración .

Esta declaración es el primer paso, dentro de nuestros esfuerzos, para construir un amplio movimiento de cambio por unas políticas y prácticas de soberanía alimentaria en Europa, incluyendo la UE. También tenemos pensado organizar un foro para toda Europa en el 2011 para la gente y las organizaciones a quienes les preocupen estos temas y que quieran unir fuerzas para alcanzar un objetivo común entre todos. Si está interesado en participar en la preparación de dicho foro o en ayudar a organizarlo, póngase en contacto con nosotros.

Declaración Alimentaria Europea

Nosotros firmantes abajo, creemos que la Unión Europea tiene que responder a los retos urgentes a los cuales Europa se enfrenta en cuanto a agricultura y alimentación.

Después de más de un medio siglo de industrialización de la producción agrícola y alimentaria, la agricultura campesina se redujo mucho en Europa y las culturas alimentarias locales disminuyeron. Hoy nuestro sistema alimentario es dependiente de los combustibles fósiles, no reconoce agua y tierra como recursos limitados, y apoya regímenes alimentarios malos para la salud, ricos en calorías y en grasa, pobres en frutas, verduras y cereales. En el futuro, el precio creciente de la energía, la pérdida drástica de biodiversidad, el cambio climático y la disminución de las tierras y del agua disponible son un reto para la producción alimentaria. Al mismo tiempo, una población mundial en expansión hace frente a la vez al hambre, que se extiende, y a las enfermedades crónicas de sobrealimentación.

Sólo conseguiremos responder a estos retos con un enfoque completamente diferente frente a la política agrícola y alimentaria y a las prácticas. La Unión Europea debe reconocer y apoyar el papel crucial de la agricultura campesina en el suministro de la población. Todas las personas deberían tener acceso a una alimentación sana, segura, alimenticia. Las maneras en las cuales cultivamos, distribuyen, preparan y comen deberían volver honor a la diversidad cultural de Europa, proporcionando al mismo tiempo la alimentación de manera equitativa y duradera.

La Política Agrícola Común (PAC) actual está en debate reformarse para 2013. Después de décadas de soberanía de las empresas transnacionales y de la Organización Mundial del Comercio (OMC) sobre la elección de política agrícola y alimentaria, es hora para la población en Europa de apropiarse de nuevo su política agrícola y alimentaria: es la hora de la soberanía alimentaria. Creemos que una nueva política Alimentaria y Agrícola Común debe garantizar y proteger un espacio ciudadano en la UE y los países candidatos, con la posibilidad y el derecho a definir sus propios modelos de producción, distribución y consumo, a partir de los principios siguientes:

La nueva Política Alimentaria y Agrícola Común :
1. considera la alimentación como un derecho humano universal, y no simplemente como una mercancía

2. fija como prioridad de producir la alimentación humana y animal para Europa y vuelve a poner el comercio internacional en su justo sitio, controlándolo con equidad, justicia social y durabilidad medioambiental.

3. promueve modos alimentarios sanos, dirigiéndose hacia regímenes basados en los vegetales y un consumo menor de carne, grasas saturadas, productos ricos en energía y de productos altamente transformados, respetando los modos alimentarios culturales y las tradiciones populares. ./..
4. da la prioridad al mantenimiento de la agricultura con numerosos campesin@s en todas regiones que producen la alimentación y mantienen el paisaje. No esta posible sin precios agrícolas justos y seguros, que deben permitir una renta decente por l@s campesin@s, l@s asalariad@s agrícola@s y precios justos por los consumidores.

5. garantice condiciones justas y no discriminatorias a l@s campesin@s de Europa Central y Oriental, y apoya un acceso exactamente y equitativo a la tierra.

6. respeta el medio ambiente global y local, protege los recursos terminados del suelo, del agua, aumenta la biodiversidad, y respeta el bienestar animal.

7. garantiza que la agricultura y la producción alimentaria son libres de transgénicos, y fomenta la diversidad de las especies domésticas y culturas alimentarias.

8. deja de promover la utilización y la producción agro-combustibles industriales y da la prioridad a la reducción del transporte en general.

9. asegura la transparencia a lo largo del sector alimentario, de modo que los ciudadanos sepan cómo su alimentación se produce, de ahí ella procede, lo que contiene y lo que se incluye en el precio final.

10. reduce la concentración de poder en la transformación y la distribución alimentaria y la influencia sobre lo que se produce y se consume, y promueve sistemas alimentarios que acortan la distancia entre campesinos y consumidores,

11. Fomenta la producción y el consumo de productos locales, temporada, alta calidad, conectando de nuevo a los ciudadanos con su alimentación y los productores.

12. comprometa recursos para enseñar a los niños a las competencias y los conocimientos esenciales para producir, preparar, y apreciar una alimentación sana y alimenticia.


Para firmar visitar: http://www.europeanfooddeclaration.org/declaration/es

Introducción a la “declaración alimentaria europea”

Somos un amplio grupo de organizaciones – aqui bajo – preocupados por el futuro de la alimentación y de la agricultura en Europa. Al igual que en otras regiones del mundo, prostate el número de personas y de organizaciones que trabajan por un sistema alimentario más justo, ambulance más inclusivo y sostenible va en aumento. Muchos ya participan de manera activa en la construcción de una alternativa viable a la producción, distribución y consumo actuales, empezando por los cimientos. Este nuevo sistema agrícola y alimentario está firmemente basado en la equidad, el derecho universal a la alimentación, la buena gobernanza y la transparencia.

En Europa, ya hay una gran variedad emergente de actividades renovadas como por ejemplo el aumento de la producción a nivel local, los mercados locales, la adquisición local, el intercambio de semillas y cosas por el estilo. Además, cada vez hay más movimientos nuevos, como el Transition Town Movement, y más regiones libres de OGM y más debates a nivel nacional y local sobre políticas alimentarias que dan muestra del apoyo de la población para alcanzar otra forma de alimentación y de agricultura.

Aun así, no son suficientes las actividades de base y los movimientos locales. Creemos que es hora de construir una amplia coalición de grupos a nivel europeo para desafiar la Política Agrícola Común (PAC) y los planes declarados de la Comisión Europea y de los gobiernos para alcanzar una nueva PAC en el 2013. La visión que tienen es la de mantener la competitividad global de la industria alimentaria europea como el objetivo principal de la PAC de Europa. El proceso político para la nueva PAC 2013 acaba de dar comienzo. Creemos que es necesario lanzar un mensaje rotundo que vaya dirigido no sólo a los que elaboran las políticas de la UE, sino también a nuestros países – una visión para una CAP adecuada al siglo XXI.

Hemos creado una “Declaración sobre la Alimentación en Europa: por una Política Agrícola y Alimentaria Común sana, sostenible, justa y de mutuo apoyo”, donde aparecen reflejados los objetivos de la política de una PAC para las próximas décadas tal y como creemos que deberían ser. Invitamos a todas las organizaciones, grupos y personas individuales a que firmen esta declaración para utilizarla como herramienta para fomentar el debate sobre qué tipo de política agrícola y alimentaria necesitamos. También le pedimos que haga circular esta declaración entre otras organizaciones de base, de la sociedad civil, del medioambiente y de alimentación que participen de manera activa en la construcción de un sistema alimentario mejor.

Nuestro objetivo es recoger todas las firmas que podamos dentro de nuestras diversas redes de trabajo antes de finales de febrero 2010. Al 16 de marzo, invitaremos al público a firmar la declaración .

Esta declaración es el primer paso, dentro de nuestros esfuerzos, para construir un amplio movimiento de cambio por unas políticas y prácticas de soberanía alimentaria en Europa, incluyendo la UE. También tenemos pensado organizar un foro para toda Europa en el 2011 para la gente y las organizaciones a quienes les preocupen estos temas y que quieran unir fuerzas para alcanzar un objetivo común entre todos. Si está interesado en participar en la preparación de dicho foro o en ayudar a organizarlo, póngase en contacto con nosotros.

Declaración Alimentaria Europea

Nosotros firmantes abajo, creemos que la Unión Europea tiene que responder a los retos urgentes a los cuales Europa se enfrenta en cuanto a agricultura y alimentación.

Después de más de un medio siglo de industrialización de la producción agrícola y alimentaria, la agricultura campesina se redujo mucho en Europa y las culturas alimentarias locales disminuyeron. Hoy nuestro sistema alimentario es dependiente de los combustibles fósiles, no reconoce agua y tierra como recursos limitados, y apoya regímenes alimentarios malos para la salud, ricos en calorías y en grasa, pobres en frutas, verduras y cereales. En el futuro, el precio creciente de la energía, la pérdida drástica de biodiversidad, el cambio climático y la disminución de las tierras y del agua disponible son un reto para la producción alimentaria. Al mismo tiempo, una población mundial en expansión hace frente a la vez al hambre, que se extiende, y a las enfermedades crónicas de sobrealimentación.

Sólo conseguiremos responder a estos retos con un enfoque completamente diferente frente a la política agrícola y alimentaria y a las prácticas. La Unión Europea debe reconocer y apoyar el papel crucial de la agricultura campesina en el suministro de la población. Todas las personas deberían tener acceso a una alimentación sana, segura, alimenticia. Las maneras en las cuales cultivamos, distribuyen, preparan y comen deberían volver honor a la diversidad cultural de Europa, proporcionando al mismo tiempo la alimentación de manera equitativa y duradera.

La Política Agrícola Común (PAC) actual está en debate reformarse para 2013. Después de décadas de soberanía de las empresas transnacionales y de la Organización Mundial del Comercio (OMC) sobre la elección de política agrícola y alimentaria, es hora para la población en Europa de apropiarse de nuevo su política agrícola y alimentaria: es la hora de la soberanía alimentaria. Creemos que una nueva política Alimentaria y Agrícola Común debe garantizar y proteger un espacio ciudadano en la UE y los países candidatos, con la posibilidad y el derecho a definir sus propios modelos de producción, distribución y consumo, a partir de los principios siguientes:

La nueva Política Alimentaria y Agrícola Común :
1. considera la alimentación como un derecho humano universal, y no simplemente como una mercancía

2. fija como prioridad de producir la alimentación humana y animal para Europa y vuelve a poner el comercio internacional en su justo sitio, controlándolo con equidad, justicia social y durabilidad medioambiental.

3. promueve modos alimentarios sanos, dirigiéndose hacia regímenes basados en los vegetales y un consumo menor de carne, grasas saturadas, productos ricos en energía y de productos altamente transformados, respetando los modos alimentarios culturales y las tradiciones populares. ./..
4. da la prioridad al mantenimiento de la agricultura con numerosos campesin@s en todas regiones que producen la alimentación y mantienen el paisaje. No esta posible sin precios agrícolas justos y seguros, que deben permitir una renta decente por l@s campesin@s, l@s asalariad@s agrícola@s y precios justos por los consumidores.

5. garantice condiciones justas y no discriminatorias a l@s campesin@s de Europa Central y Oriental, y apoya un acceso exactamente y equitativo a la tierra.

6. respeta el medio ambiente global y local, protege los recursos terminados del suelo, del agua, aumenta la biodiversidad, y respeta el bienestar animal.

7. garantiza que la agricultura y la producción alimentaria son libres de transgénicos, y fomenta la diversidad de las especies domésticas y culturas alimentarias.

8. deja de promover la utilización y la producción agro-combustibles industriales y da la prioridad a la reducción del transporte en general.

9. asegura la transparencia a lo largo del sector alimentario, de modo que los ciudadanos sepan cómo su alimentación se produce, de ahí ella procede, lo que contiene y lo que se incluye en el precio final.

10. reduce la concentración de poder en la transformación y la distribución alimentaria y la influencia sobre lo que se produce y se consume, y promueve sistemas alimentarios que acortan la distancia entre campesinos y consumidores,

11. Fomenta la producción y el consumo de productos locales, temporada, alta calidad, conectando de nuevo a los ciudadanos con su alimentación y los productores.

12. comprometa recursos para enseñar a los niños a las competencias y los conocimientos esenciales para producir, preparar, y apreciar una alimentación sana y alimenticia.


Para firmar visitar: http://www.europeanfooddeclaration.org/declaration/es

Today, the European Union stands at a crossroads.

One of the EU’s overarching objectives is to generate economic prosperity. This has been pursuedby promoting productivity and consumption, buy which was expected to increase social cohesion,stimulate employment, reduce poverty and advance environmental protection.

But economic growth and competitiveness became objectives in themselves, rather than means toan end. Social and environmental policies proved too weak to achieve their goals. On top of social and ecological challenges, the EU today faces an unprecedented economic downturn. The lesson from these events is clear: we need a major re-thinking of Europe’s strategic direction.

This year will bring a new Commission and newly-elected Parliament, and in 2010 we will seethe adoption of a new political guidance for the EU by its Heads of State. The time to influence the strategic direction of the EU is now.

We have a unique opportunity to ensure that the EU putsthe economy at the service of people and planet – instead of the other way round.The Spring Alliance has been formed to do exactly this. It is a joint campaign initiated by four leading European civil society organisations: the European Environmental Bureau, the EuropeanTrade Union Confederation, Social Platform and Concord.

The Spring Alliance Manifesto is also supported by organisations from all corners of civil society and beyond, including fair-tradeassociations, anti-poverty and health campaigners, consumer organisations and representatives from the research community.

This Manifesto outlines 17 proposals for an EU that puts people and the planet first. We explainwhy these recommendations should be taken, and list concrete steps that illustrate how decisionmakers can turn our proposals into reality.


Download the PDF

A día de hoy, doctor la Unión europea se encuentra en una encrucijada.
Uno de los objetivos principales ha sido generar prosperidad económica. En gran medida, find se pretendía promocionar la productividad y el consumo para mejorar la cohesión social, estimular el empleo, reducir la pobreza y avanzar en la protección medioambiental.

Pero este crecimiento económico y competitivo se convirtió en un objetivo en sí mismo, más que medidas para un fin, articulados en la renovada ”Estrategia de Lisboa“ lanzada en 2005, la cual señaló la desregulación. Aunque se progresó en algunos temas, las políticas sociales y medioambientales demostraron ser demasiado débiles para alcanzar sus objetivos y se fracasó en la prevención del daño ecológico, al tiempo que aumentó la desigualdad en nuestras sociedades. Para colmo, la Unión europea está enfrentándose a una crisis económica sin precedentes. La lección que se extrae de estos acontecimientos es clara: necesitamos urgentemente un cambio significativo en la dirección estratégica de la UE.

Este año se elige una nueva Comisión y Parlamento, y en 2010 los jefes de Estado y de Gobierno de la UE aprobarán una nueva estrategia para la UE. El momento de influir en la dirección estratégica de la UE es ahora. Tenemos una oportunidad única para garantizar que la UE pone la economía al servicio de la ciudadanía y del planeta y no al revés.

La Alianza de Primavera ha sido creada con este propósito. Es una campaña de conjunta impulsada por cuatro grandes organizaciones europeas de la sociedad civil: la Oficina Europea de Medioambiente, la Confederación Europea de Sindicatos, la Plataforma Social y Concorde. El manifiesto de la Alianza de Primavera está apoyado también por organizaciones de todos los ámbitos de la sociedad civil y más allá, incluido el movimiento de Comercio Justo, las campañas contra la pobreza y por la sanidad, las organizaciones de consumidores y representantes de la comunidad científica.

Este Manifiesto señala diecisiete propuestas para una UE que sitúe en primer lugar a la ciudadanía y el planeta. Explicamos por qué deberían tomarse estas recomendaciones, y enumeramos los pasos concretos que muestran cómo los que toman las decisiones pueden hacer realidad nuestras propuestas.

www.springalliance.eu

Descargar el pdf

Diez principios de Attac para un Tratado democrático: Hacia una refundación democrática de la Unión Europea

Los Attac de Europa consideran el modelo actual de la UE como un serio obstáculo para la profundización de la democracia, and los derechos fundamentales, cheap la justicia social, la igualdad de género y la sostenibilidad ambiental. La UE adolece de falta de democracia, de legitimidad y de transparencia, y está gobernada por un conjunto de tratados que imponen las políticas neoliberales a sus Estados Miembros (EM) y al mundo entero.
>Descargar PDF